Estoy loco, me presento a las elecciones

Publicado en La Voz del Bajo Nalón (25/02/2015)

No pasa un día que salga a tomar algo por Pravia y que algún amigo o conocido me venga a preguntar, entre risa y asombro, que por qué me presento a las elecciones. Es cierto que los argumentos que me dan son de peso: la gente está cabreada con los políticos, cada día hay más casos de corrupción y, siendo realistas, muchos políticos de todo nivel y pelaje se esfuerzan día tras día en revolcar por el fango un poco más aquello de administrar la cosa pública.

La verdad es que no estamos ante el mejor de los escenarios para lanzarse al tendido si lo que queremos es satisfacer el ego, obtener un sueldo público sin pasar por una oposición o si acaso intentar algún negociete con amigos privatizando algún servicio o inflando alguna burbuja que lo devore todo.

Pero también es cierto que para quienes vivimos la política (no confundir con vivir de la política), quienes sentimos vocación de servicio público, las circunstancias actuales sí que nos motivan a dar el paso e intentar cambiar las cosas.

Por primera vez encabezo una lista electoral y no negaré el vértigo que eso produce sobre todo porque estoy convencido de que también por primera vez la pluralidad en nuestro pleno municipal no se va a mostrar solamente entre las derechas, sino también entre las izquierdas. Aún no cumplí 30 años, soy un trabajador precario con estudios superiores, de esa generación que hablamos mínimo dos idiomas, a la que cuando hacemos una entrevista de trabajo nos exigen cuatro personas que solo hablan uno. A fin de cuentas, soy un joven normal, machacado por la crisis y que no se resigna a creer que, de verdad, entre todas y todos se pueden cambiar las cosas, crear un nuevo modelo de país y que ese nuevo país empieza por los ayuntamientos.

Estamos al borde de un cambio social sin precedentes en el que IU será también pieza importante para consolidar y favorecer esa transformación. Pravia no puede permitirse quedarse en la estación mientras pasa el tren del cambio. Al menos, por lo que al grupo de personas que conformamos nuestra candidatura se refiere, estamos trabajando para que en nuestro concejo haya una caja de resonancia que ayude e impulse ese cambio.

Me preguntan por qué me presento. Y la respuesta es, ¿por qué no?


Deja un comentario

Nombre *
Correo electrónico *
Web